Bs. As.: Las cámaras lecheras piden audiencia con Bahillo

En representación de un segmento importante en la economía argentina, el sector lechero bonaerense formalizó recientemente un reclamo de audiencia para poder evaluar junto al secretario de Agricultura y Ganadería de la Nación las consecuencias del actual contexto económico.

El pedido de audiencia es solicitado conjuntamente por la Cámara de Productores de Leche Cuenca Abasto, La Caprolecoba y la Unión de Productores de Leche de la Cuenca Mas y Sierras y está dirigido al ministro de Economía Sergio Massa y al secretario de Agricultura y Ganadería Juan José Bahillo.

La intención de las entidades lecheras es ser escuchados en sus necesidades y conocer la mirada tanto macroeconómica del Gobierno, como así también la que se tiene sobre éste segmento específico de la economía, que ingresada ya a la primavera -época de toma de decisiones productivas en el tambo- buscar despejar algunas dudas que le brinden al sector algo de previsibilidad en tiempos turbulentos.

Desde las cámaras, señalan que “la lechería argentina está en condiciones de hacer un aporte significativo a la recuperación del país en tres dimensiones claves; como lo son el abastecimiento a la población del mejor alimento, con una conveniente relación de costos por nutrientes aportados; la generación de divisas por exportaciones, que este año se ubicará sobre los u$1.500 millones y bien se puede pensar en superar los u$2.000 millones en poco tiempo; y una importante oferta de puestos de trabajo de calidad, bien remunerados, con afincamiento de muchas familias en el medio rural”.

Claro que, para dinamizar este posible proceso, destacan la necesidad de que se den algunas condiciones básicas, sobre las que tienen interés en hablar con Bahillo.

Entre éstas, los productores agrupados en las tres entidades lecheras reclaman sobre lo que significó la implementación del llamado dólar soja. “Por ejemplo, ha tenido efectos negativos en distintas cadenas productivas. Y particularmente en la nuestra, en la que condiciones de sequía, nos han obligado a utilizar más alimentos concentrados (granos y subproductos), en los que se ha producido un importante encarecimiento en los costos de producción”, señalaron.

Añadieron además que “es de interés analizar juntos el efecto que tienen, en términos de pérdida de competitividad de nuestra cadena: La aplicación de derechos de exportación a los lácteos -que portan valor ya agregado en el país-; La reducción aplicada a los reintegros por exportaciones (devolución de impuestos internos); Los desdoblamientos en el tipo de cambio; y algunas circulares del BCRA, que le ponen obstáculos a los productores lecheros en el acceso a líneas de crédito específicas”.

Ante estas cuestiones que afectan a la actividad y las decisiones productivas que ya están evaluando los productores con miras al 2023, las cámaras expresaron: “Le pedimos, si por favor puede dar curso a nuestro pedido a la brevedad posible…es un momento del año en el que se toman muchas decisiones de inversión y se juegan situaciones que comprometen nuestra capacidad de producción en la próxima campaña”.

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email
Print
Ir arriba

Noticias en tu email

Suscribite gratis a nuestro boletin informativo semanal de noticias lecheras.