Forceres: Soluciones desde Tandil al país

Forceres es una reconocida empresa con base en Tandil, con más de 20 años en el mercado de picado y ensilaje de forrajes que se ha expandido a transporte, logística, movimiento de suelos, limpieza de corrales, diseño, desarrollo y construcción de feedlot

Forceres es una empresa que comenzó hace dos décadas con un servicio de picado, como contratista forrajera; y ha crecido notablemente con el correr de los años en conocimiento y capacidad de trabajo: A la vez se ha ido adaptando a las necesidades de sus clientes incorporando nuevos servicios como transporte y logística, movimiento de suelos, limpieza de corrales, diseño, desarrollo y construcción de feedlot, en su afán de marcar un servicio diferencial.

El titular de la empresa Daniel Gardello contó cómo fue volcando  la experiencia adquirida, en un servicio de excelencia.  “El origen de la empresa fue el servicio de picado y terminamos una excelente campaña recorriendo un par de provincias (dijo con relación a la campaña invernal) que son los mismos que le hacemos maíz y estamos muy conformes con lo realizado hasta aquí”, resaltó.

Forceres trabaja en varias provincias,  en Buenos Aires, Santa Fe, San Luis, Salta y Córdoba, entre otras. La firma ha evolucionado con el tiempo y Gardello sostuvo: “Soy fierrero de alma y me encanta trabajar en reparación y mi comienzo fue con una máquina muy chica usada y muy castigada la cual reparamos, salimos a hacer algunas hectáreas alrededor de Tandil que era lo que podíamos hacer, indicó y añadió que fue hace más de 20 años con campaña de 300 hectáreas por año pero hoy estamos en la 7000 hectáreas de gruesa y 3000 de fina.

Parte del ADN de Forceres es “una constante reinversión de todo lo que se lograba ganar siempre en herramientas, para trabajar apuntamos a zonas muy fuertes, donde se concentra mucho trabajo y nuestros clientes nos fortalecieron para incorporar más tecnología ya que nosotros seguíamos el ritmo y crecimiento de ellos”.

Construcción de feedlots, otra de las actividades que propone Forceres

Para el empresario se tiene que tener maquinaria confiable que aplique lo último en la rotura de granos, tamaño de fibra, que son cosas que los clientes demandan. Las herramientas que se incorporaron se dieron por las necesidades de los clientes. Al comienzo la rotura de grano no se conocía, pero hemos tenido que sacar el cracker porque querían en el picado como antes y hoy no se concibe esto sin romper el grano, las máquinas fueron avanzando en aporte de información y nosotros nos adaptamos a eso porque los informes que hacen las máquinas son muy importantes y eso lo disfrutamos y valoramos. Este crecimiento no sólo se dio en las herramientas sino que debieron capacitarse, y al mismo tiempo capacitar a sus operarios, ya que las máquinas año a año van incorporando tecnología.  Esta, ahora hace mediciones, y sin capacitación no se le saca el jugo a las herramientas Pero siempre seguimos las líneas de avances de la maquinaria».

Para Gardello “la empresa siempre está en pleno crecimiento porque podemos seguir incorporando máquinas para incrementar la cantidad de hectáreas para ensilar pudiendo armar equipos de gente capacitada y logrando que puedan prestar un servicio de calidad, se puede seguir creciendo e incrementar clientes. Se debe adaptar la estructura Para alinear los grupos” dijo al empresario.

El 2020, un año muy desafiante

Sobre la actualidad y el desafiante 2020 donde el coronavirus se llevó todas las miradas, Gardello indicó que “cuando comenzó la pandemia, estaban con toda la gente en campo pero con todo esto que nos imposibilitaba movernos sin permiso y debimos implementar protocolos de trabajo ya que estábamos en lugares de una exigencia muy grande pero nos fuimos adaptando a la situación de acuerdo a los requerimientos de cada zona”. A modo de ejemplo, puntualizó: “para abastecer a los equipos de picado de mercadería contratamos gente de los pueblos cercanos de dónde estábamos para que no salgan las compras ya que no nos permiten ingresar por ser de otro lugar”. 

En el diálogo con TodoLechería, subrayó que pese a estas adversidades, “pudimos seguir trabajando y eso fue suficiente porque no tuvimos un parate de la actividad”, y aclaró que en  algunos lugares debieron realizarse hisopados y hasta hacer cuarentena para ingresar a establecimientos agropecuarios.

Diversificación

Gardello aclaró también que desde hace unos años la empresa se diversificó comenzando a prestar otros servicios para lograr un flujo de caja más continuo. “Nuestra campaña de picado nos permitió trabajar seis meses al año, además de reparar y dejar todo en condiciones para lo que venía. Esto se hizo varios años pero cuando la estructura de la empresa se fue agrandando los seis meses menos facturación no la pasábamos bien, entonces había que mantener una estructura que había crecido y el personal fijo y  debíamos buscar alternativas y es por eso que comenzamos con los movimientos de suelo”.

Pileta con geomembrana casi terminada para tratamiento de efluentes, construida por Forceres

“Haber viajado y ver cómo otros hacen las cosas, aún en contextos de países diferentes, me abrió la cabeza y me permitió dejar de ser sólo un contratista forrajero para diversificar mi negocio y mejorar mi rentabilidad a lo largo de todo el año”, remarcó el titular de Forceres.

“La ecología, la no contaminación, todo lo que sea proceso de saneamiento, son temas que movilizan a la empresa, así que estamos trabajando en feedlots, haciendo obras para poder hacer un buen uso de los recursos del agua, y también algo en lo cual estamos teniendo cada vez más demanda es la fertilización orgánica que es la utilización del estiércol. La gente se está dando cuenta que tenemos que realizar un cambios”, indicó al referirse a las tendencias que se verifican en la actualidad.

Gardello reiteró su pasión por los fierros y destacó: “empezamos a comprar herramientas, pala cargadora, excavadora, compactador, motoniveladora, tenemos un parque de herramientas que nos fue llevando distintos lugares, siempre volcado a lo que es el campo. El cambio de actividad género cierta incertidumbre es una decisión que nace de adentro, para el que conoce de fierros es como que lo único que no duda es para incorporar herramientas, es algo que el contratista lo lleva adentro” sostuvo.

Dijo que siempre trataron de satisfacer las necesidades de los clientes que se fue ampliando con el tiempo y los buenos resultados. “La empresa tiene un feedlot construido por nosotros, ahí incorporamos algunas novedades y logramos hacer algo que en la zona no se había realizado y se fue generando de a poco un lindo círculo de trabajo aunque todo arranco con algunas obras que gustó al cliente y después el boca a boca también hizo lo suyo”.

Servicios llave en mano

Con respecto a los efluentes, Gardello analizó que “hace 2 años que estamos haciendo obras tanto en construcción llave en mano, del sistema completo, como impermeabilización con geomembrana de piletas realizadas por otro colega, nos estamos dedicando con mucha energía a la construcción de sistemas para tratamiento de efluentes llave en mano, el objetivo de la firma es que el cliente no deba hacer nada, se proyecta, se planifica, y desde la confección de los planos hasta la puesta en marcha de la obra pasa todo por nuestras manos” aclaró.

“En España vi un aprovechamiento de todos los recursos y una valorización de todos los subproductos y residuos, todo tiene un valor y se aprovecha, no se desperdicia nada” afirma Daniel. Y graficó: “Para ellos es una necesidad absoluta porque muchos tambos están metidos en los pueblos, los trabajadores llegan caminando de su casa al ordeñe, conviven con la producción”.

En Argentina está todo por hacer en el manejo de efluentes, y son obras que contando con un buen asesoramiento se pueden hacer a un costo razonable, aún en un contexto complicado financiera y económicamente. Hay una necesidad de mejorar todo lo que tiene que ver con tratamientos porque, mayormente, se viene haciendo de forma tradicional como hace 50 años

La clave está en el agua, uno de los insumos que se necesitan para producir leche. “Si no hay impermeabilización y se tira todo así nomás es muy probable que los nitratos lleguen a la napa y se contamine el agua del propio establecimiento”, opinó Gardello. Y agregó: “Si vos das agua contaminada o de mala calidad va a repercutir en la conversión de alimento en leche”.

Pero además, se puede usar el estiércol como fertilizante. Y el agua, después de tres o cuatro ciclos de usarla para el lavado también se puede usar como fertilizante. “Todo esto, si lo ponés en la balanza también tiene sus beneficios, no sólo es hacer mejor las cosas, por la ecología y la sustentabilidad, sino también porqué es más rentable”, puntualizó el líder de Forceres.

El sistema consiste en armar una pileta mediante excavación en tierra e impermeabilizar la superficie con un plástico llamado geomembrana. Depositado ahí, se va bajando el nivel de bacterias del líquido, y se logra que una parte de bacterias muera por efecto aeróbico. “Es un proceso sencillo pero que requiere un cálculo específico respecto de la cantidad de efluentes que produce un tambo”, apuntó el contratista

Se estima que por día, 100 vacas requieren para el lavado de la instalación de ordeño un promedio de 3.000 litros de agua y generan 36 kilos de materia seca provenientes de la materia fecal y los restos de los alimentos. “Esto genera un efluente con un nivel de contaminación promedio que equivale a la carga orgánica de los efluentes cloacales generados por la población de la Ciudad de Buenos Aires por año”, expresó Gardello.

Remarcó que la empresa está construyendo sistemas para tratamiento de efluentes y casualmente en estos días “pusimos en marcha una cerca de Tandil y a la par estamos construyendo un feedlot para 4000 cabezas llave en mano, en una zona de cerro, de tosca”.

“La construcción del feedlot como dije, es llave en mano, por contrato y tiempo estimado de construcción de obra. En este caso, de un cerro que lo último que tenía era paja brava, quedó un cerro con un feedlot oficina, balanza, con pozos de agua con bombas inteligentes solares, corrales en caño tubing, tranqueras, mangas y hormigonado, por esto el cliente va una vez por semana para ver los avances pero todo el manejo de los insumos pasan por la empresa. El cliente no pierde tiempo en gestionar nada, se firma el contrato, se cierra el precio, y el productor invierte su tiempo”, afirmó Gardello.

En cuanto a las obras en los diferentes tipos de suelo, el titular de Forceres señaló: “Nos adaptamos a esto. Primero evaluamos donde se va hacer el encierre. Siempre vamos a elegir y buscar un suelo con pendientes y suelo duro, siempre para abaratar costos y optimizar los trabajos”. Aclaro que “hay lugares en donde tenemos esta posibilidad y se aprovecha pero donde no, hay que tratar de generar el mejor relieve para sacar el agua rápido de los corrales y lograr un suelo firme. Se pueden hacer placas de hormigón que se llevan al lugar. La ventaja de las placas, es que podemos montar a razón de 2 corrales por día, es decir, 100 metros de frente de comedero en 24 horas, por ello, donde no tenemos suelo ejemplar, le damos nivel y ponemos las placas con los comederos arriba para resolver el lugar más crítico” concluyó.

Nota: En la foto de portada Daniel Gardello está frente a una de sus picadoras, junto a sus 2 hijos, Braian, encargado de uno de los equipos de picado y de fertilizacion orgánica; y Kevin, encargado del area de movimiento de suelos, efluentes y feedlot.

Para ver más del Mundo Forceres ingrese a www.forceres.com.ar o busque en redes sociales con la palabra FORCERES

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on print
Print

Noticias relacionadas

Clasificados

Próximamente estaremos ofreciendo el servicio de avisos clasificados.

Leche en Tranquera de Tambo

Fecha: 18/02/2021

Precios
Min.
Max.
Pooles Lecheros $ 24,30 $ 24,80

Productores de más de 5.000 Lts

Menos de 50 mil UFC y menos de 250 mil células somáticas, sin inhibidores
Leche enfriada (-4 ºC) $ 23,20 $ 23,80
De inferior calidad
Leche enfriada (-4 ºC) $ 22,60 $ 23,20

Productores de 1.500 a 5.000 Lts

Leche enfriada $ 22,20 $ 22,60

Productores de menos de 1.500 Lts

Leche caliente $ 21,80 $ 22,20

Reviví el Tour Lechero 2020 – modalidad virtual

Precios de Quesos en Fábrica

Fecha: 18/02/2021

Precios
Min.
Max.
Cuartirolo $ 255 $ 260
Barra al vacío $ 340 $ 345
Holanda $ 360 $ 370
Duro fresco $ 340 $ 360
Duro semiestacionado $ 440 $ 470
Por Salut $ 280 $ 290
Dulce de Leche x 10 kg. $ 1260 $ 1360
Muzzarella (cilindro) $ 320 $ 340
Barra fresca $ 320 $ 330
Duro fresco de campo $ 340