La vaquillona con precios entonados en la Vidriera Genética de Esperanza

Con gran convocatoria se realizó la décimo octava edición de la Vidriera Genética en la Sociedad Rural de Las Colonias, en jurisdicción de Cavour. Tras la jura de calificación, el remate fue ágil y se lograron precios.

De la mano de la Cooperativa Guillermo Lehmann, salieron a la venta 462 cabezas de destacada calidad, que se vendieron en su totalidad, con una tributa repleta de compradores. Las piezas rematadas provinieron de productores agropecuarios y de cabañas de la zona que todos los años esperan este evento para mostrarse y vender, obteniendo muy buenos precios. En otros conjuntos sobresalieron tríos de La Ramada que lograron las principales cucardas, tras la jura del veterinario Gabriel Miretti.

En cuanto a los precios los valores logrados por el martillero Mauricio Tschieder, fueron los siguientes:

Vaquillonas adelantadas y paridas RC: promedio $2.020.000, máximo $2.500.000

Vaquillonas adelantadas y paridas de rodeo general: promedio $1.580.000, máximo: $1.780.000

Vaquillonas para entorar: promedio $580.000, máximo $970.000

Terneras: promedio $430.000, máximo $560.000

Toros: promedio $2.160.000, máximo $2.450.000.

Las piezas de tambo que estaban preñadas, secas o para entorar se vendieron con 4 cuotas, en tanto que las terneras se mercadearon con 60 días de plazo.

En la Sociedad Rural de Las Colonias, cuya base administrativa está en la ciudad de Esperanza se subastaron más de 300 piezas de destacada genética, con un marco imponente de compradores en la tribuna. “Una vez más todo el equipo de la Lehmann estuvo a la altura de este importante evento”, resaltó Alan Zbrun, Coordinador Comercial de Hacienda de la Cooperativa Guillermo Lehmann.

 “Si bien estamos en un contexto difícil para la lechería, donde la mayoría de los productores hoy están desfinanciados por la gran incorporación de materias primas y de alimentos que tuvieron que hacer estos últimos meses debido a la sequía que afectó a toda la región y nuestro país, creo que los productores pudieron adquirir muy buena genética. En Vidriera pudieron aprovechar para comprar esa vaquillona o esa ternera que no se encuentra muchas veces en el mercado. En este remate reunimos una importante cantidad y notamos que los compradores se fueron muy contentos”, explicó Zbrun.

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email
Print
Scroll al inicio

Suscribite

Recibí en tu correo nuestro newsletter semanal de noticias.

Verificado por MonsterInsights