Mirar los ojos de los terneros ayuda a la detección de enfermedades respiratorias tempranas

Detectar los signos sutiles del inicio de la neumonía en los terneros es la mejor manera de ayudarlos con un tratamiento eficaz y, con suerte, evitar daños pulmonares a largo plazo, según Tiago Tomazi, veterinario de servicios técnicos de Merck Animal Health.

En un seminario organizado por la Dairy Calf and Heifer Association , Tomazi compartió que siempre observa primero la cabeza y los rasgos faciales del ternero. “Hay muchos aspectos en la cabeza que pueden indicar el inicio de una enfermedad respiratoria”, dijo Tomazi. “Piense en cómo nos sentimos cuando estamos empezando a resfriarnos. Es similar con los terneros: tienen picazón y ojos llorosos, las orejas se les caen un poco, salivan más y pueden lamerse las fosas nasales con más frecuencia”.

Tomazi dijo que los síntomas intermedios aparecerán a medida que la enfermedad avance: fiebre leve, letargo, somnolencia, movimientos lentos, falta de interés en comer y beber y cabeza ligeramente inclinada. Cuando aparecen los síntomas obvios, como fiebre alta, respiración agitada y tos, inclinación de la cabeza y secreción nasal y ocular espesa, a menudo es demasiado tarde para que el tratamiento sea de gran ayuda.

“Cualquiera puede detectar esos animales enfermos, pero para entonces la probabilidad de que esos terneros tengan lesiones pulmonares permanentes es muy alta”, afirmó.

Tomazi compartió datos de investigación que mostraron el impacto a largo plazo de la consolidación y las lesiones pulmonares en el rendimiento a lo largo de la vida, incluidos:

Los terneros con al menos 3 centímetros de consolidación pulmonar produjeron un promedio de 1.157 libras menos de leche en sus primeras lactancias.

Las novillas diagnosticadas con consolidación pulmonar a los 60 días de edad fueron significativamente más lentas en lograr la preñez.

Los terneros con lesiones pulmonares detectadas a los 3 meses de edad tenían significativamente menos probabilidades de sobrevivir hasta la primera lactancia.

Dijo que si el diagnóstico de la enfermedad respiratoria se retrasa, puede conducir al uso prolongado de antibióticos, un mayor riesgo de fracaso del tratamiento, una alta tasa de recaídas y una progresión avanzada de la enfermedad. Además de las lesiones pulmonares crónicas y los abscesos, eso también podría incluir infecciones de oído y una enfermedad respiratoria más extendida en el rebaño.

La capacitación de los empleados para reconocer y tratar eficazmente las enfermedades respiratorias en los terneros es fundamental para mantenerlas bajo control. Tomazi dijo que explicar POR QUÉ es tan importante detectar y tratar a los terneros de manera temprana, en lugar de simplemente decirles a los trabajadores qué hacer, debería conducir a una atención más atenta en las primeras etapas del proceso de la enfermedad, cuando puede aumentar las tasas de curación y potencialmente reducir las pérdidas asociadas con la enfermedad.

Por Maureen Hanson – Publicado en https://www.dairyherd.com/

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email
Print
Scroll al inicio

Suscribite

Recibí en tu correo nuestro newsletter semanal de noticias.

Verificado por MonsterInsights