Países Bajos: El sector ganadero holandés se enfrenta a una nueva ley de nitrógeno

El mes pasado, el parlamento holandés aprobó una nueva ley que tiene como objetivo frenar las emisiones de nitrógeno en los Países Bajos. Se incorporaron algunas ideas de los productores.

La Asociación de Agricultura y Horticultura de los Países Bajos (LTO), el organismo representativo de 35.000 empresarios y empleadores agrícolas holandeses, comentó que, aunque la ley será un desafío para el sector agrícola holandés, le complace que algunas de sus propuestas finalmente se incorporen a la nueva legislación.

«Sin embargo, con la ausencia de medidas obligatorias concretas para el sector agrícola, es difícil determinar el efecto total que la ley del nitrógeno podría tener en la industria ganadera holandesa», se lee en un informe GAINS del USDA.

Propuestas anteriores del ministerio para reducir las emisiones de nitrógeno a través de la agricultura se han encontrado con una gran cantidad de resistencia de los grupos de presión.

La ministra holandesa de Agricultura, Naturaleza y Calidad de los Alimentos, Carola Schouten, obtuvo suficiente apoyo en el parlamento holandés para una nueva ley para limitar las emisiones de nitrógeno en los Países Bajos, según el informe del USDA.

La legislación tiene como objetivo reducir a la mitad las emisiones de nitrógeno de la construcción y la agricultura para 2035.

Se espera que la ley sea aprobada por el Senado holandés en la primavera de 2021, señaló el equipo de la agencia estadounidense.

El Ministerio de Agricultura holandés también ha puesto a disposición un fondo, por un total de € 3 mil millones (US $ 3,6 mil millones) a este respecto, con 2 mil millones de euros asignados para el sector agrícola del país, y el resto para el esfuerzo de la industria de la construcción holandesa.

Programas de compra, ajustes de alimentación

El presupuesto para el sector agrícola buscará cubrir programas de compra, junto con otras iniciativas destinadas a reducir las emisiones de nitrógeno de la agricultura.

Las medidas propuestas, hasta la fecha, para reducir los niveles de emisión de nitrógeno en la agricultura holandesa, incluida la mezcla de estiércol con agua, el aumento de los niveles de pastoreo y la realización de cambios en la alimentación y la gestión de los piensos, como el uso de piensos con un menor contenido de proteínas o una mayor absorción de nitrógeno.

La Farmers Defense Force (FDF) expresó su frustración por el hecho de que los agricultores se vean obligados a resolver el problema nacional del nitrógeno y que se sigan procedimientos difíciles para implementar la ley. Añadió que «no [se había arreglado] nada para la agricultura» excepto un aumento de los objetivos de reducción.

Los únicos programas disponibles hasta la fecha que podrían tener un impacto significativo en el sector, señaló el equipo del USDA, son el programa de compra voluntaria establecido previamente de 455 millones de euros para cerdos, creado para compensar a los criadores de cerdos holandeses que deseen abandonar la industria, y un nuevo, por un total de 350 millones de euros, dirigido tanto a ganaderos como a avicultores.

Por Jane Byrne – Publicado en Newsletter de IDF

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en email
Email
Compartir en print
Print
Ir arriba

Noticias en tu email

Suscribite gratis a nuestro boletin informativo semanal de noticias lecheras.